Por Yifang Li, Campaigner Detox en Greenpeace Asia Oriental

¿Qué ropa llevas hoy? Tócala. Venga. ¿Qué te parece? Sí, estás tocando una pieza de ropa. Estás tocando un tipo de tela. Estás tocando una opción de moda. Y más todavía, estás tocando una historia. Esto es debido a que cada pieza de ropa – en tu armario, en mi armario, en el armario cada uno – tiene una historia.

En este momento, las marcas de moda están contando esta historia para nosotros. Cuentan como se utilizan los ríos públicos de agua como si fueran sus desagües privados. Es una historia que habla de ríos envenenados. Y habla sobre sustancias químicas peligrosas, persistentes y que provocan trastornos hormonales. Sustancias que pueden causar graves daños a los ecosistemas y a la forma de vida de las personas.

No sé a vosotros, pero a nosotros en Greenpeace no nos gusta esta historia. Nos encanta nuestra ropa, de verdad. Como todos, usamos nuestra ropa para expresarnos y presentarnos al mundo. Pero tenemos muy claro que nuestra moda no debe costarle caro al planeta.

No, nuestra ropa no debe mezclarse con sustancias tóxicas. No debe fabricarse sin transparencia y causar la contaminación del agua. No debe ser diseñada para estropearse más rápido de lo que podemos comprar.

Hay otras formas de hacerlo.  Y es gente como tú quien va a lograr el cambio. Porque las cosas son así: Las marcas que hacen nuestra ropa nos están escuchando. ¿Por qué? Porque sin nosotros no son nada. Así es: NADA. Y ellos lo saben.

No somos los engranajes de su máquina
Tenemos un increíble poder sobre ellos de forma individual y, mucho más, cuando nos reunimos.

Lo llamamos #PeoplePower y es algo que sigue creciendo: Somos personas a las que nos gusta la ropa y que estamos preparados para avanzar. Por eso es que este año, la campaña Detox de Greenpeace sigue ahondando en las sustancias químicas peligrosa que se utilizan para fabricar nuestra ropa.

En nuestro último informe analizamos las fábricas textiles y la contaminación del agua. Nuestra investigación incluye 20 marcas internacionales de moda y los resultados de los análisis de 141 prendas vendidas por marcas de moda tan importantes, como Zara, Calvin Klein, Levi’s, Mango o Tommy Hilfiger.

Les estamos pidiendo a la marcas que se comprometan a eliminar las sustancias químicas peligrosas de sus vertidos al medio ambiente y de sus productos. La mejor manera de hacer esto es reemplazarlos por alternativas más seguras. Y para demostrar que el compromiso es serio, deben ser transparentes y dar a conocer lo que cada uno de sus proveedores está vertiendo al medio ambiente desde sus fábricas.

Si las marcas que tienen el poder e influencia con sus proveedores para que utilicen alternativas seguras para las sustancias químicas peligrosas, y pueden implantarlas en el mercado rápidamente, otros les seguirán. Si #PeoplePower sigue empujando con fuerza, podemos conseguir grandes cambios, en todo el mundo y para siempre.

Basta con observar lo que hemos logrado ya:  Siete grandes marcas internacionales (Puma, Nike, Adidas, H&M, M&S, C&A y Li Ning-) se han comprometido a cambiar por que vosotros se lo pedísteis.

Pero hasta ahora marcas como Zara permanecen en silencio. Si compartes nuestra visión para el futuro, únete a nosotros y pide a Zara que acepte el desafío Detox y “descontamine” nuestra moda. Dile a Zara que no queremos tóxicos ni en la ropa ni en los ríos. Juntos, podemos tomar el control de la historia que cuenta nuestra ropa y que sea mucho mejor para todos nosotros.

Advertisements

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s