Font: Insurgente.org

Ministros, empresarios y el propio Rajoy fueron a Marruecos a hacer negocios. Los medios del régimen han vuelto a ocultar la naturaleza de la dictadura alauita. Los negocios propios y privados no dejan hablar sobre el sistema político de Marruecos y mucho menos sobre la causa del pueblo Polisario. De todos modos, hemos notado en falta la presencia de otro amigo de la dictadura marroquí, el rey Juan Carlos, al que todavía recordamos llorando en los hombros del actual dictador por la muerte de su padre (también dictador).

Marruecos y España viven una etapa marcada por las buenas relaciones económicas. La X cumbre bilateral que se celebró ayer en Rabat, sumada a la reunión entre el rey Mohamed VI y el presidente Mariano Rajoy y al foro empresarial entre ambos países, tenía el objetivo de reforzar los vínculos económicos -las exportaciones españolas a Marruecos crecieron un 22,4% durante los siete primeros meses del año-. “Me considero un amigo de Marruecos” declaró Rajoy después de almorzar con el primer ministro, Abdelilah Benkiran, y otros cinco miembros de su Gobierno.

Estos días la empresa española Acciona ha firmado con el Gobierno de Marruecos el contrato de construcción de una planta fotovoltaica en Uarzazat, ciudad del sur del Atlas que es la puerta del desierto. También otra empresa española, Abengoa, licita la planta desalinizadora de Agadir, en el océano Atlántico.

En la actualidad, son centenares las empresas españolas instaladas en Marruecos, convertido en plataforma logística del norte de África para todo el continente, que se aprovechan de sueldos míseros al otro lado del Estrecho, sin necesidad de ir a Asia. Es más, las relaciones económicas con Marruecos son fundamentales para decenas de miles de pymes en España. Ayer se firmó una nueva línea de crédito para promocionar las inversiones españolas en el país alauí y un documento, la declaración de Rabat, que pretende institucionalizar las reuniones entre empresarios de ambos países, así como reforzar las relaciones sociales y culturales. En esta idea insistió el presidente Rajoy al afirmar que “juntos sortearemos mejor la crisis y por eso es momento de dar un salto cuantitativo y cualitativo a nuestras relaciones”.

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s